Diseñar y confeccionar vestidos de novia es más que lo que la palabra “vestido de novia” refiere en su significado. Es ser partícipe de instantes memorables. De segundos que quedarán marcados en las retinas, en el recuerdo, tatuados en la piel de cada uno con tinta invisible. Momentos únicos y singulares, igual que cada persona y el amor que los une. Esa fantástica intensidad que une dos almas. Eso es lo que vemos durante el viaje que vivimos con cada una de nuestras novias, y no nos cansaremos de repetirlo, ¡nos hace inmensamente felices!

irene7

El momento en que una novia mira con dulzura su vestido…¿existe algo mejor?

irene6

irene

Hoy estamos especialmente felices, ¿por qué? Porque podemos compartir con vosotros otro de estos momentos: memorable, único, irrepetible y genuino. Tan genuino como Irene y Gustavo, los novios que os presentamos y que se casaron en Málaga. Para la ocasión, Irene confió en José Maria Peiró for Whiteday. El resultado… ella estaba impresionante con un modelo de gasa con detalles de encaje en la parte superior. Tan impresionante como el escenario que escogieron para su boda; un lugar que hicieron suyo, formaba parte de su esencia y lucía lleno de detalles que le daban una identidad única y muy bucólica. La revista Zankyou elaboró un magnifico reportaje sobre su boda. Os invitamos a leerlo y a soñar gracias a sus imágenes. También a visitar el reportaje de Pedro Bellido, el fotógrafo. Todas las imágenes aquí presentes pertenecen a su fantástico objetivo. Desde José Maria Peiró for Whiteday hemos quedado absolutamente enamorados con su trabajo: las imágenes comprenden todos aquellos momentos y pequeños instantes, a veces casi imperceptibles que visten los días de magia. Pedro capta a Irene y Gustavo, dos amigos, dos amantes, enamorados, divertidos, cómplices… los novios en cada una de sus facetas. Sin olvidar también aquellos que los rodean que siempre tienen un punto en común: su cara es la de la diversión, ¿qué más se puede pedir?

irene4

escenario1

iren5

pareja

pareja2

Gracias equipo Zankyou, vuestros reportajes siempre son de diez… ¡feliz fin de semana y mucho amor!